NGC 6960: La nebulosa de Escoba de la Bruja             

Hace unos diez mil años, antes del alba de la historia humana escrita, un destello de luz iluminó el cielo nocturno y fue decayendo con el transcurrir de las semanas. Hoy sabemos que esta luz fue producto de la explosión de una estrella, que dio origen a lo que en la actualidad se conoce como la Nebulosa del Velo. La imagen mostrada se corresponde con el final de la sección oriental de esta nebulosa, conocida popularmente como la Nebulosa Escoba de Bruja, técnicamente NGC 6960. Las nubes de residuos en expansión, se iluminan en distintos colores debido a la interacción con los gases en la cercanía. Este remanente de supernova se encuentra aproximadamente a 1.400 años-luz de distancia, en la constelación de Cygnus. La Escoba de esta Bruja, en la actualidad, cubre en el cielo un tamaño angular equivalente al de la Luna llena. La estrella luminosa es 52 Cygni, visible a ojo desnudo en localidades alejadas de las luces citadinas. Esta estrella no está relacionada con la que dio origen a tan extraordinaria nebulosa.

Crédito & Copyright: Adam Block, Mount Lemmon SkyCenter, Universidad de Arizona.