La imagen más profunda de la Nebulosa de Orión            

 

 

Utilizando el instrumento HAWK-I, instalado en el telescopio VLT (Very Large Telescope) del Observatorio Europeo del Sur, ESO, en Chile, se ha podido escudriñar en las profundidades del corazón de la Nebulosa de Orión como nunca antes se había hecho.

La espectacular imagen, obtenida en longitudes de onda del infrarrojo y luz visible, revela aproximadamente diez veces más enanas marrones y objetos aislados de masa planetaria de los conocidos hasta ahora. Este descubrimiento plantea desafíos al argumento, ampliamente aceptado hasta ahora, que explicaba la historia de la formación estelar en Orión.

La famosa Nebulosa de Orión, de unos 24 años-luz de tamaño, se encuentra en la constelación de Orión y es visible desde la Tierra a simple vista: parece una mancha borrosa en la espada del mítico gigante. Algunas nebulosas, como Orión, están fuertemente iluminadas por la radiación ultravioleta de las numerosas estrellas calientes de su interior, de manera que el gas se ioniza y brilla intensamente.

 

Crédito de la imagen: VLT, ESO.